La fe de Lovejoy, Reverendo Alegria

03.gif

 

Si bien es un buen hombre y se le ve con mucha fe, en ocasiones ésto parece ponerse en duda, cuando el cometa que Bart descubrió se iba a estrellar contra Springfield, dijo corriendo por la calle Todo terminó, esto es el fin. De cualquier forma en varios episodios se lo vio bastante atlético y con buena predisposición para ayudar, como cuando salvó a Ned Flanders de unos mandriles que lo estaban por atacar y luego lo relató en el sermón del domingo.

La iglesia
Al parecer Lovejoy se encarga de que siempre esté limpia y la cuida mucho, pero en el episodio en que Homer la destruye “por error” cuando lanzó un cohete, Lovejoy logró que la iglesia sea reconstruida pero a cambio dejó que la llenen de carteles con nombres comerciales a modo de patrocinadores de la iglesia y en otro capítulo medita no crei que volvería a incendiar de nuevo la iglesia.

Curiosidades

  • Su hija Jessica, al igual que su esposa, son todo lo contrario a lo que enseña Lovejoy.
  • Matt Groening indicó que el nombre de Lovejoy se lo puso en honor a la calle NW Lovejoy, que está en Portland, Oregón, EE. UU.
  • En sus tiempos libres, Lovejoy se dedica a sus trenes miniatura. En un capítulo se le ve al reverendo hablando por teléfono en su sótano y al final los trenes se chocan, a lo cual el reverendo lanza una exclamación de odio (“maldito Flanders“).
  • Luego se le ve dándole instrucciones a unos operarios para trastear una nueva maqueta de trenes y cuando el auto de Homer destruye la maqueta, y el reverendo vuelve y exclama “por qué odias mis trenes, señor”.

Nos Encontraron Buscando por:

  • reverendo alegria mandriles dialogo

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *